La Red de la EOL
Seguinos en FacebookSeguinos en Facebook

Seguinos en TwitterSeguinos en Twitter
 
INICIO QUÉ ES LA RED STAFF DOCENCIA E INVESTIGACIÓN NOTAS
 
La violencia en la época | Notas de actualidad | La Red de la EOL

Notas de actualidad

La violencia en la época
Marita Salgado

Los lazos entre las personas fueron atravesados por el valor de cambio de la mercancía, lo cual produjo consecuencias a partir del avance tecnológico producido por la ciencia.

Hablar de violencia, o intentar pensar la violencia en nuestra época, una violencia desencadenada y masiva que modifica lo que se venía pensando hasta ahora acerca de la guerra, etc., , está atravesado además por otras disciplinas como la política, el derecho, la filosofía, los derechos humanos y a temas como poder, autoridad, fuerza.

Freud se pregunta qué camino conduce del imperio de la fuerza al derecho, y responde, sólo puede ser uno: el que pasa por el reconocimiento de que la fuerza mayor de un individuo puede ser compensada por la asociación de varios más débiles. El derecho no es sino el poderío de una comunidad. El psicoanálisis constituye una práctica modesta que comporta una ética, desde la que se da lugar a pensar en una hiancia, un hiato, un intervalo. La violencia ataca ese intervalo, y no deja resto, aniquila, constituye el rechazo feroz del inconsciente como hiancia, como diferencia, como singular.

El nihilismo, en el que todo vale, destruye el sentido, no hay metas, ni fundamentos es en nuestra época que violencia y nihilismo se entraman, engendrando su horror.

La época con su violencia sostiene un terror gris donde lo singular intenta ser aniquilado, la violencia de la norma, de la estadística, que intenta reducir al los sujetos a una camisa de fuerza y hace de ellas los símbolos de un universal y de una identidad que viola su singularidad y su autonomía.

El psicoanálisis es cuestionado por la época y se apresta a aprender, a dejarse enseñar por ella. No se trata de una cosmo-visión, no es la explicación de todo, sino que a partir de lo real de la clínica, de su lugar y su compromiso con las instituciones asistenciales, la ciudad, la comunidad, con sus elementos, sus conceptualizaciones, piensa la época, no sin la experiencia, ya que el psicoanálisis es una praxis.

La tendencia actual de la asistencia, el empuje de las neurociencias a Universalizar, a través de diagnósticos o medicación, establecidas a priori a través de protocolos, no permiten vislumbrar el lugar del sujeto, su palabra, su sufrimiento, su singularidad, en este sentido la particularidad del psicoanálisis se encuentra en hacer lugar a un ser hablante en su singularidad, en una época en la cual la tendencia es borrarla, desde diversas perspectivas, pero fundamentalmente desde la perspectiva de la violencia del mercado.